Buscar este blog

viernes, 21 de noviembre de 2014

Podría callarme para siempre, desactivarme para todos, para uno y para mí.
 Podría también hablar hasta quedarme mudo, o seguir escribiendo hasta quedar sin dedos, ni vista. Llevar mis parpadeos por el código morse, codificar mis pedos. 
Me pregunto por qué, por qué puedo ser así de binario. Cero uno cero. Hay un mas allá de la comunicación en donde todo lo que queda por decir ya ha sido dicho y sólo resta el entretenimiento de la recreación o la inutilidad del cover ? Qué querré decir?

1 comentario:

Anónimo dijo...

podrías callarte para siempre pero no lo hagas (por favor.....)construimos una realidad a través de nuestras palabras, razón de mas para no quedarse mudo.
Se me da por imaginar que si se deja de decir esta realidad empieza a gozar de algunas cualidades parecidas a la nada.
Y en el escribir tenes la bondad también de hacer escribir a esta flor, aunque mas no sea en este cuadradito azul.